SaludPsicologia

Altas capacidades, detéctalas con 10 señales y cómo abordarlas

Las personas con altas capacidades pueden tener dificultades de aprendizaje aunque parezca una contradicción

La detección de las altas capacidades, un término que engloba a personas superdotadas o con talento excepcional, se convierte en una aventura fascinante tanto para padres como para educadores. Imagina a una niña, Ana, de tan solo ocho años, resolviendo acertijos matemáticos complejos que desafían a sus compañeros mayores, o a otro niño, Carlos, de diez años, cuyas historias y dibujos revelan una creatividad y profundidad sorprendente. Estos ejemplos no son meras fantasías; son realidades cotidianas que reflejan la presencia de habilidades intelectuales notoriamente superiores al promedio.

La historia de Ana y Carlos es común en el mundo de las altas capacidades. Estos individuos a menudo destacan en el pensamiento abstracto, la resolución de problemas, la creatividad y la memoria. Pero, al igual que cualquier historia con matices, las altas capacidades no vienen sin sus desafíos. Por ejemplo, Carlos puede enfrentar dificultades en asignaturas que le resultan menos interesantes, o Ana puede experimentar un rendimiento escolar más bajo debido al aburrimiento. Además, su hipersensibilidad puede llevar a desafíos en la socialización, un aspecto a menudo pasado por alto en la comprensión tradicional de las altas capacidades.

En resumen, las altas capacidades se refieren a la presencia de habilidades intelectuales significativamente por encima del promedio en áreas específicas o en general. Las personas con altas capacidades suelen destacar en aspectos como el pensamiento abstracto, la resolución de problemas, la creatividad y la memoria, entre otras áreas. Pero también la alta capacidad entraña dificultad con las áreas que menos les gustan, o bajo rendimiento escolar por aburrimiento, así como problemas para socializar, por su hipersensibilidad.

 

Altas capacidades en niños - datos importantes
Altas capacidades en niños – datos importantes

Altas capacidades, datos importantes

Las niñas y niños ‘superdotados’ no sufren una ‘patología’, pero tampoco son solo ‘chicos y chicas muy listos’. Las Altas Capacidades (AACC), son más complejas.

«Tan erróneo y contrario a la investigación científica en Neurociencias es, por una parte, considerar la Superdotación como si fuera una patología, como, por otra parte, restringir las Altas Capacidades a los aspectos psicométricos o cognitivos, ignorando los factores clínicos inherentes, de necesario diagnóstico y el tratamiento educativo que se deduce en función del imprescindible diagnóstico clínico. Ambos extremos son gravemente lesivos», explica el Consejo Superior de Expertos en Altas Capacidades.

Si atendemos solo al criterio del Coeficiente Intelectual (CI-130), entre un 2 y un 5% de los y las peques serían ‘superdotados’. Entonces, en España tendría que haber detectados casi 200.000 y solamente hay 27.133, es decir habría alrededor de 180.000 niños y niñas AACC que no saben que lo son. Incluso, si tenemos en cuenta las distintas inteligencias descritas por Howard Gardner en 1983, hasta un 15% de los niños podría ser de Altas Capacidades.

Es más, según las investigaciones más recientes y hay autores como Joseph Renzulli llegarían hasta un 20% de la población.

De todos modos, además de datos y tips para detectar y desarrollar una alta capacidad, nos preocupa el desarrollo feliz del niño o niña. Diagnosticar, comprender y dotar de herramientas a las personas superdotadas puede ayudarles a crecer felices, desarrollando sus aptitudes.

 

Es importante apoyar a los niños con altas capacidades para que se sientan comodos
Es importante apoyar a los niños con altas capacidades para que se sientan comodos

Altas capacidades, 10 señales para detectarlas en tu hijo

  1. Desarrollo del lenguaje de manera precoz, hacia los 12 o 18 meses. Empiezan pronunciando muchas palabras y en muy poco tiempo pueden mantener una conversación con vocabulario que no corresponde a esa temprana edad.
  2. Empiezan a preocuparse por temas abstractos y trascendentes, como el origen de la vida y el universo, la muerte, la religión, etc., prematuramente.
  3. Predomina el pensamiento lógico y la razón en ellas y ellos.
  4. Suelen iniciarse en la lectura, escritura, o matemáticas, antes que los compañeros. Aprenden incluso autónomamente.
  5. Son muy observadores, creativos, curiosos, enérgicos y activos.
  6. Son desobedientes. Tienden a cuestionar a la autoridad e intentar imponer su criterio. Se resisten a las instrucciones o aportaciones de los demás.
  7. Necesitan tener éxito y son vulnerables al fracaso y el rechazo de los compañeros. Sienten mucha frustración ante la inactividad o falta de progreso, o cuando algo se les resiste.
  8. Se concentran mucho, en especial en tareas que captan su interés.
  9. Son persistentes en sus objetivos. Se exigen mucho a ellos mismos y a los demás. En algunos casos presentan un comportamiento obsesivo y ser muy rígidos e inflexibles.
  10. Pueden ser hipersensibles, emocionalmente muy intensos. Sus reacciones emocionales son desmesuradas teniendo en cuenta las situaciones vividas. Esto significa que no hay sincronía entre lo mental y lo emocional. Esperamos que tengan una reacción emocional equivalente a su madurez intelectual, pero no es así, lo que les genera sobre exigencia por parte del entorno y estrés en ellos.

Las personas superdotadas pueden tener una forma de procesar la información que les otorga habilidades excepcionales en ciertas áreas, pero esto no implica necesariamente una diferencia neurológica que se aleje mucho de la norma. Depende de cada cual.

Cómo se diagnostican las altas capacidades

Diagnosticar las altas capacidades intelectuales no es nada fácil, pues no existe una única teoría ni descripción homogénea que defina específicamente las altas capacidades. Normalmente se detectan en los primeros cursos de primaria, o ya en la etapa infantil, pero no siempre es así.

La identificación de AACC suele ser un proceso complejo y varía según las culturas y sistemas educativos. Normalmente se utilizan pruebas de inteligencia y evaluaciones específicas.

 

rawpixel.com foto freepik. Altas capacidades
rawpixel.com foto freepik. Altas capacidades

 

¿Sospechas que tu hijo o hija es AACC ¿Cómo proceder?

No es cuestión de ‘poner etiquetas’, simplemente tener un informe que confirme la existencia de Altas Capacidades ayuda a los padres y madres a comprender muchas actitudes y a eliminar otras alternativas.

Es muy importante identificarlas cuanto antes para poder atender sus necesidades, tanto educativas como emocionales. Así poder proporcionar un entorno educativo y emocional adecuado, ya que suelen tener desafíos únicos y requieren enfoques pedagógicos adaptados para maximizar su potencial.

Según los datos de AEST, Asociación Española de Superdotados y con talento para niños, adolescentes y adultos, en el 98% de los casos son los padres quienes lo detectan.

Cuando comenzamos a sospechar que nuestros hijos tienen alta capacidad son muchas las preguntas que nos hacemos: ¿Será bueno que le identifiquemos como tal? ¿Pensarán que soy un prepotente si lo pido en el colegio? ¿Se reirán de mí o de él o ella?

En España, la legislación reconoce las necesidades educativas especiales de las altas capacidades, pero no existe una definición oficial, ni tampoco un protocolo estandarizado, cada Comunidad¡ tiene su propio protocolo. Por ello a veces no sabemos dónde acudir. Si un profesor, orientador del colegio, un psicólogo..

Lo primero que debemos hacer es acudir a un profesional que lo confirme.. o no; pero no esperar. Solicitar cuanto antes de forma oficial la atención por parte del Equipo de Orientación de la Consejería de Educación que corresponda, quienes mediante unas baterías de test, determinan la situación del alumno.

Cuando vayamos a comunicar la sospecha al Equipo de Orientación, es mejor recopilar la mayor cantidad de datos posibles, así como los indicadores que consideremos: vocabulario muy rico, conversaciones profundas a edades muy tempranas, desarrollo precoz… Aún así a veces encontramos resistencia por parte del centro educativo y el Equipo de Orientación. En este caso podemos acudir a un especialista en altas capacidades que haga la valoración y establezca unas pautas.

A partir de ahí se inicia un procedimiento detección que terminará, con el informe de altas capacidades del niño realizado por la administración educativa competente, en caso de que sea positivo.

Cómo se diagnostican las altas capacidades
Cómo se diagnostican las altas capacidades

Cuando tenemos el diagnóstico

En caso de que la detección haya sido realizada por la familia fuera de las administraciones y del colegio, se debe poner en conocimiento del centro educativo, incluyendo las recomendaciones del especialista. Si el diagnóstico partió del colegio, ese paso ya lo da el centro.

Es esencial la coordinación colegio-familia.. Hacer entender a los profesores las necesidades que tiene un niño de altas capacidades, que suelen ser especialmente sensibles y debido a la frustración que acumulan en clase, pudiendo sufrir desde ansiedad, explosiones de ira, fobias…

Cómo tratar las Altas capacidades

Los niños de altas capacidades son considerados en la actual LOMCE como alumnos con Necesidades Específicas de Apoyo Educativo y al estar transferidas las competencias en materia educativa a las Comunidades Autónomas, son las Consejerías de Educación las encargadas de su identificación y atención; a través de los Equipos de Orientación Educativa y Psicopedagógica (EOEP) y los colegios.

Por ello, no existe un protocolo común de identificación y atención en España. Aunque no existe este protocolo común, las medidas previstas en la LOMCE para atender a estos estudiantes son las adaptaciones curriculares y la flexibilización de cursos.

En algunas comunidades autónomas existen programas de enriquecimiento extraescolar de carácter público que consisten en ampliar el currículum ordinario fuera del horario escolar. También es buena opción la actividad extraescolar, aunque los niños y niñas de altas capacidades deben recibir atención prioritariamente dentro del horario del colegio.

Es importante que los profesores tengan presente ayudarles en su crecimiento emocional y social, no solo en el ámbito académico, pues muchos tienen una fuerte disincronía entre su edad cronológica y mental.

altas capacidades. rawpixel.com
altas capacidades. rawpixel.com

Consejos para padres con niños con altas capacidades

Suelen requerir mucha atención, sin embargo, tienen que aprender desde pequeños, que no siempre podremos dedicarle todo el tiempo que necesitan.

Distinguir entre los objetivos de los padres en su educación y los objetivos de nuestro hijo o hija, que no son los mismos. Solemos estar muy orgulloso pero ellos pueden tener metas diferentes a las nuestras.

No debemos olvidar otras facetas como las habilidades sociales, las emocionales, el deporte…

Por otro lado, no suelen ser perseverantes porque necesitan muy poco esfuerzo para aprender. Por eso lo padres deben enseñar la importancia del esfuerzo. No todo es fácil, haber un orden, una disciplina y unos horarios. Así que mejor poner límites y normas desde pequeños.

Parece una contradicción pero las niñas y niños con altas capacidades no suelen andar bien de autoestima por su afán perfeccionista y su temor al fracaso. En ocasiones prefieren no hacer las cosas con tal de no equivocarse, pero hay que animarle pues la forma de adquirir confianza en uno mismo es hacerlo y equivocarse.

Son muy preguntones, a veces es mejor no contestar a todas las preguntas que formulan. Sí, a muchas, pero también dejar que ellos mismos busquen soluciones.

Normalmente son niños y niñas muy sensibles y empáticos, por tanto intuyen enseguida como están los demás. Muchas veces están demasiado pendientes de la aprobación de los demás. Tenemos que animarles a ser ellos mismos, sin tener tan en cuenta a los otros.

No hay que ser repetitivo porque tu hijo o hija te va a entender y a memorizar enseguida lo que le estás contando y las repeticiones les molestan. También hay que darles libertad y espacio. Lo necesitan para dar rienda suelta a todas sus ideas e iniciativas y así no frenar su imaginación y creatividad. También es esencial enseñarles a tomar decisiones acertadas, siempre sin perder de vista la necesidad de establecer límites como decíamos al principio.

Ser consecuentes, racionales dar explicaciones. Si somos inconsecuentes nos lo reprocharán y cuestionarán las normas, así que es mejor que sean claras y concretas. Con ellos no funciona el ‘porque lo digo yo’.

En conclusión, su educación no dista tanto de la de cualquier niño o niña, teniendo en cuenta sus peculiaridades, fortalezas y puntos complicados. Lo más importante, como todo hijo o hija, necesitan atención y mucho cariño. Dedicadles tiempo de calidad y consultad con expertos.

¿Os ha ayudado este artículo? ¿Necesitáis saber más sobre temas de educación o psicología? En patapato.es encontraréis más artículos sobre diversos temas relacionados con la educación, psicología infantil y un largo etc.

¿Quieres conocer los mejores planes en Madrid y en Valencia cada finde? Pues entra en nuestra web y suscríbete a nuestro Newsletter y grupo de Whatsapp. Te enviaremos la recomendación de los mejores planes, ideas y consejos para que siempre estés al día.

No te pierdas los mejores planes del finde en Valencia y las mejores ideas para disfrutar con niños en Madrid, los actualizamos cada semana para vosotros.

Botón volver arriba

Bloqueador de anuncios detectado

Por favor, considere ayudarnos desactivando su bloqueador de anuncios